RECETA DE ARROZ CALDOSO CON COSTILLA DE CERDO

Arroz Caldoso con Costilla de Cerdo
Freixos o Filloas

INGREDIENTES, ARROZ CALDOSO:

  • Arroz Bomba.
  • Costilla de Cerdo.
  • Sal.
  • Ajo.
  • Aceite de Oliva Virgen.
  • Cebolla.
  • Tomate.
  • Pimiento.
  • Brandi.
  • Azafrán.
  • Agua, 4 vasos por uno de arroz.

PROPIEDADES Y BENEFICIOS PARA LA SALUD QUE NOS PROPORCIONA ESTA RECETA

 

La receta que hoy comparto con vosotros es un plato muy completo y nutritivo, que combina los beneficios de cada uno de sus ingredientes para ofrecer una comida rica tanto en sabor como en propiedades saludables. Aquí os detallo algunas de las propiedades principales de este plato:

  1. Alto en energía y nutrientes: El arroz es una fuente importante de carbohidratos complejos, que proporcionan energía de larga duración. Además, contiene algunas proteínas y minerales como el hierro y el magnesio.
  2. Antioxidantes y vitaminas: Los vegetales como los pimientos, el tomate y la cebolla aportan una variedad de vitaminas (C, A, y varias del complejo B) y antioxidantes, que son esenciales para el sistema inmunológico, la salud de la piel y la prevención del envejecimiento celular.
  3. Beneficios cardiovasculares: El aceite de oliva virgen es rico en ácidos grasos monoinsaturados y polifenoles, lo que contribuye a la salud cardiovascular, ayudando a reducir los niveles de colesterol malo (LDL) y aumentando el bueno (HDL).
  4. Proteínas de alta calidad: La costilla de cerdo aporta proteínas de alto valor biológico, necesarias para la reparación y construcción de tejidos, además de ser una fuente de vitaminas del complejo B, especialmente B12, esencial para el sistema nervioso.
  5. Propiedades antiinflamatorias y antimicrobianas: El ajo, además de aportar un sabor distintivo al plato, tiene propiedades antiinflamatorias y antimicrobianas gracias a la alicina, una sustancia que se ha demostrado eficaz en la prevención de enfermedades y en el fortalecimiento del sistema inmunológico.
  6. Minerales esenciales: La inclusión de diferentes vegetales y carne en la receta asegura un aporte adecuado de minerales como el potasio, el fósforo y el zinc, fundamentales para el mantenimiento de muchas funciones corporales, incluyendo la salud ósea, la regulación de fluidos y el soporte del sistema inmunológico.

Este plato representa una comida equilibrada, que puede formar parte de una dieta saludable gracias a la variedad de nutrientes que aporta. Es importante tener en cuenta la moderación en las porciones, especialmente si se tiene en cuenta el contenido calórico y el equilibrio de la dieta diaria.

AQUÍ OS DEJO LOS TIPOS DE ARROCES RECOMENDADOS PARA COCINAR EN ESTA RECETA

 

Para preparar un arroz caldoso se recomiendan principalmente tipos de arroz que absorban bien el caldo sin deshacerse, manteniendo una textura firme y suelta. Con lo cual, algunos de los tipos más adecuados son:

  1. Arroz Bomba: Es uno de los más recomendados para platos de arroz caldoso y paellas. Su principal característica es su gran capacidad de absorción de líquidos, hasta tres veces su volumen, lo que le permite adquirir mucho sabor sin pasarse de cocción ni deshacerse.
  2. Arroz de Grano Redondo: Otro tipo de arroz adecuado para arroces caldosos. Es similar al arroz bomba en cuanto a su capacidad para absorber líquidos, aunque puede ser ligeramente más pegajoso. Esto lo hace ideal para quienes prefieren un arroz caldoso con una textura un poco más densa.
  3. Arroz Calasparra: Cultivado en la región de Murcia, este arroz tiene denominación de origen protegida. Al igual que el arroz bomba, tiene una alta capacidad de absorción, lo que lo hace excelente para arroces caldosos. Su tiempo de cocción puede ser un poco más largo, pero el resultado es un arroz muy sabroso.
  4. Arroz Arborio: Aunque es más conocido por su uso en el risotto, el arroz Arborio también puede ser una buena opción para un arroz caldoso debido a su cremosidad y capacidad de absorber sabores. Sin embargo, es importante controlar bien el tiempo de cocción para evitar que se pase y pierda textura.
  5. Arroz Carnaroli: Similar al Arborio pero con un grano más grande, ofrece una textura firme y es capaz de absorber mucho líquido, lo que lo convierte en otra opción interesante para los arroces caldosos. Su tiempo de cocción es algo más largo que el del Arborio, pero proporciona una textura excelente y una buena capacidad para integrar los sabores.

Cada uno de estos tipos de arroz tiene características particulares que pueden adaptarse mejor a tu gusto personal y al tipo específico de arroz caldoso que desees preparar. Experimentar con diferentes tipos puede ayudarte a encontrar tu favorito.

PASOS A SEGUIR PARA SU ELABORACIÓN

    1. Unas horas antes de comenzar a cocinar, adobamos la costilla con sal, ajo y aceite de oliva virgen. Para ello:
        • Si tenemos la costilla en tiras, las troceamos en trozos más pequeños.
        • Colocamos la costilla en un recipiente, como un cuenco o la olla donde la vamos a preparar.
        • Añadimos sal.
        • Cortamos los ajos en láminas y los añadimos también.
        • Rociamos todo, por encima, con aceite de oliva virgen.
        • Revolvemos bien para que la costilla se impregne del aliño por todos los lados.
    2. Ponemos una sartén o una cazuela al fuego con aceite de oliva virgen.
    3. Añadimos la costilla adobada con los ajos a la sartén y lo doramos todo.
    4. Picamos la cebolla en trozos muy pequeños.
    5. Picamos también el tomate.
    6. Una vez dorada la costilla y los ajos, añadimos la cebolla a la sartén y removemos.
    7. Picamos los pimientos.
    8. Cuando la cebolla se ablande, añadimos el tomate picado a la sartén.
    9. Dejamos cocinar un poco y, una vez que el tomate se ablande, añadimos un chorro de brandi.
    10. Dejamos que se cocine así uno o dos minutos y añadimos los pimientos picados.
    11. Removemos.
    12. Dejamos cocinar hasta que los pimientos se ablanden. Si es necesario, añadimos agua poco a poco para que no se pegue al fondo.
    13. Añadimos el agua a la sartén.
    14. Una vez que comience a hervir, añadimos el azafrán y bajamos el fuego a un nivel medio.
    15. Dejamos cocinar durante 45 minutos. Si la salsa se reduce mucho, vamos añadiendo pequeñas cantidades de agua.
    16. Pasado el tiempo, subimos un poco el fuego y añadimos el arroz.
    17. Removemos bien.
    18. El arroz debe cocerse a fuego medio durante 10 minutos y luego dejarse en reposo, fuera del fuego y bien tapado, otros 10 minutos.

     

    Plato Terminado y listo para Servir.

                      ESPERO QUE OS GUSTEN!!!!

      GALERÍA DE FOTOS