RUTA DE CHANTADA A LOS PEARES, POR LOS CAÑONES DEL SIL Y LA RIBEIRA SACRA

Monasterio de Santo Estevo de Rivas de Sil
Embalse de Belesar, Chantada, Lugo
Miradoiro de Santiorto
Os Peares, Ourense

Mi esposa y yo llevábamos tiempo queriendo hacer esta ruta. Así que, el día 4 de abril, de regreso a Chaves, Portugal, decidimos emprenderla. Recorrimos 155 km en coche, comenzando en Belesar, Chantada, a orillas del río Miño, y luego explorando los cañones del río Sil a lo largo de ambas márgenes, la Ribeira Sacra, para finalizar en Los Peares, donde el río Sil desemboca en el Miño.

Durante el recorrido, nos topamos con paisajes impresionantes, zonas de viñedos, cañones, embalses, monasterios, iglesias, miradores, entre otros.

Con reserva anticipada, es posible disfrutar de paseos en catamarán por el río en varios lugares, y hay muchas bodegas donde se pueden degustar los vinos locales. Nos acompañó un tiempo nublado, y por la tarde comenzó a llover; incluso nevó en las zonas más altas, pero eso no impidió que disfrutáramos enormemente de la experiencia.

Recomiendo dedicar dos o tres días para recorrerla si vienen de lejos. Nosotros, en un solo día, no pudimos ver todo lo que queríamos, solo logramos tener una visión general, pero, afortunadamente, como vivimos cerca, volveremos para detenernos en los detalles.

A CONTINUACIÓN OS DETALLO EL RECORRIDO:

Sobre las 12:00 de la mañana, comenzamos en Chantada después de tomar un aperitivo.

La primera parada fue en Belesar, a unos 10 km de Chantada. Allí, se puede disfrutar de bonitos paisajes, dar un paseo en catamarán por el río Miño, o admirar la impresionante presa y el embalse de Belesar. En este embalse se han celebrado multitud de importantes competiciones de piragüismo. En 1986 participando en los campeonatos Gallegos, en dos embarcaciones, K-2 y K-4, y  ganamos las dos primeras medallas, de Plata y Bronce, para el club, “GRUPO XUVENIL DE PIRAGÜISMO” de As Pontes de García Rodríguez, en unos campeonatos gallegos.

Tras visitar Belesar, nos dirigimos a Sober, Monforte de Lemos. Aquí empezamos nuestra ruta a lo largo del Sil, yendo aguas arriba por la margen derecha del río y parando en los miradores y embarcaderos que encontramos a lo largo de ella.

La primera parada es en el embarcadero de Os Chancis. En este lugar, encontramos el embarcadero, una pequeña cascada, el mirador do Xabrega y una corta ruta de senderismo llamada Muiños do Xabrega, a lo largo de un riachuelo, el regato de Camilo, donde pasamos por 28 molinos antiguos, algunos de ellos restaurados.

La segunda parada en el Mirador da Cividade nos ofrece vistas espectaculares del Cañón del Sil. Se accede a él por un camino sin asfaltar, accesible en coche sin problema.

La siguiente parada es en el Mirador de Santiorxo, desde donde también podemos disfrutar de vistas espectaculares del Cañón del Sil. Se accede por un camino estrecho pero asfaltado, pasando por edificaciones antiguas singulares.

Continuamos la ruta río arriba hasta encontrar el puente para cruzar al Club fluvial de Doade y volver por la margen izquierda. En este trayecto, pasamos por múltiples bodegas y paisajes espectaculares, con paradas recomendadas en miradores como el de Souto Chao.

La primera parada de vuelta, río abajo por la margen izquierda, la hacemos en Castro Caldelas.

La próxima parada es en Os Balcóns de Madrid, con vistas espectaculares, pero antes paramos a tomar un refrigerio en Parada de Sil.

El siguiente mirador donde paramos es el Miradoiro de Cabezoá, justo al lado de la carretera.

Siguiendo la carretera, pasamos por más miradores, pero debido al escaso tiempo que teníamos, decidimos no parar en todos.

La siguiente parada y una de las últimas fue en el Monasterio de Santo Estevo de Ribas de Sil.

Finalmente, a las 19:00 horas, llegamos al pueblo de Los Peares, lugar donde el río Sil desemboca en el río Miño y punto de partida de una competición de piragüismo con llegada en Orense, en la cual tuve el privilegio de competir hace mucho tiempo.

Esta ruta de Chantada a Los Peares es más que un simple viaje; es una inmersión en la esencia misma de Galicia, donde cada curva del camino revela nuevas maravillas y cada copa de vino cuenta una historia. Prepárate para ser cautivado por la belleza, la historia y la hospitalidad de esta región única, un viaje que seguramente grabará en tu memoria paisajes y momentos imborrables.

GALERÍA DE FOTOS